La vida se está volviendo emocionante para Jimothy Lacoste con 19 años. El rapero de Londres rompió las redes con videos musicales en los que hacia coreos ultra kitsch, todo en YouTube. A pesar del estilo cómico que usa, toma la música en serio. Sus canciones secas, pero honestas sobre la positividad, la velocidad de la vida, las pastillas, el transporte público y otras cosas de la sociedad actual hicieron que su audiencia creciera más y más rápido. El joven se convirtió así no solo en un fenómeno de Internet, sino también en un artista que recorre todo el Reino Unido y Europa. Ahora presenta Fashion, su nuevo single con video incluído.

Cualquiera que haya visto sus videos antes, habrá notado que Jimothy tiene un estilo de ropa especial. En Fashion enfatiza que debes vestir la ropa que te hace sentir bien: “Algunas personas se sienten frustradas cuando ven la ropa como arte / No lo entienden, ellos recurren a odiarlo / Pero debemos ignorarlos porque solo nos gusta expresarnos ‘. Además, la producción de la canción es otra vez deliciosa lo-fi, pero contagiosa.

En el video de Fashion también se lo ve con tonos llamativos, zapatos con estampado de cebra (acompañados de una verdadera cebra), sombrero de campo y abrigos de pieles, en un cambio notable en el valor de producción en comparación con sus otros videos. Sin embargo, de acuerdo con su tradición de aparecer en lugares urbanos inusuales, lleva todo esto a la parte superior de tres edificios pintados para que coincidan con sus tres pares de pantalones de colores primarios.

La irrupción de Timothy fue solo hace un año. De los videos musicales DIY que muestran su distintiva voz, estilo y movimientos de baile (uno de los cuales lo metió en problemas con el sistema de transporte de Londres ) a una pila de giras británicas y europeas, festivales y un aterrizaje para nada forzado en la conciencia colectiva británica y global.

Previous articleTODOS LOS FESTIVALES LLEVAN A PORTUGAL
Next articleGUCCI GOTHIC
REGIA MAG
REGIA está compuesta por secciones cuidadosamente confeccionadas, con contenidos nuevos, seleccionados con rigurosidad y agrupados de manera clara y sólida. La visión editorial, más sofisticada y vanguardista, convive con el criterio estético y la curaduría que ya nos caracteriza como un medio transgresor y de culto.