Las elecciones son para elegir entre políticos cada vez más olvidables y cosas más importantes. En Denver, la capital del estado de Colorado en Estados Unidos, la gente tuvo que ir a votar para ver si legalizaban o no los hongos más poderosos de la psicodelia.

El martes, aprobaron una medida para despenalizar a la psilocibina, el ingrediente activo de los hongos mágicos. Los resultados electorales muestran la iniciativa de la boleta psicodélica, Iniciativa 301, que se aprobó por poco con el 50.5% de los votos. Aunque en realidad los hongos seguirán siendo ilegales, la iniciativa ordena a los funcionarios de la ciudad olvidarse de hacer arrestos por posesión o uso de psilocibina.

La medida va en sintonía fina con el voto de Denver en 2005 para despenalizar el cannabis (y que hoy transformaron a Colorado en un imperio de la marihuana junto a Canadá y Uruguay), y una vez más, los funcionarios de la ciudad tienen que elaborar los detalles para hacer cumplir las nuevas reglas que entran en conflicto con las leyes estatales y federales sobre drogas. La psilocibina fue clasificada como una droga de la Lista I durante casi 50 años, y con este primer movimiento para cuestionar ese estatus legal, no está claro cómo se desarrollarán las nuevas reglas en el terreno.

Carolyn Tyler, portavoz del fiscal del distrito de Denver, dijo que el lenguaje de la iniciativa de la votación es abierto, lo que deja su implementación abierta a la interpretación.

Debido a que la posesión de psilocibina aún se considerará un acto criminal en Colorado, los expertos en políticas de drogas dicen que es posible que los funcionarios de la ciudad decidan ignorar efectivamente la iniciativa de la boleta y proceder con el procesamiento.

La fiscal de distrito de Denver, Beth McCann, fue uno de los pocos políticos que se manifestaron en contra de la iniciativa de la votación antes de la elección. McCann dijo que el estado aún no había analizado completamente los impactos de la marihuana legal, y citó la conducción bajo efectos de las drogas y la atracción de más usuarios de drogas al estado como posibles riesgos de despenalizar la psilocibina.

La despenalización de la psilocibina resultó ser más popular que cualquier otro candidato en la concurrida carrera de la alcaldía de Denver. Con un total de 89,320 votos, la Iniciativa 301 recibió 20,000 votos más que el alcalde titular Michael Hancock, quien ahora enfrenta una segunda vuelta. Con respecto a la iniciativa de la psilocibina, la oficina del alcalde emitió un comunicado el jueves.

Mariano Peccinetti

«El alcalde Hancock respeta la decisión de los votantes y el Departamento de Policía de Denver hará cumplir la ley en consecuencia», se lee en el comunicado.

Ya sea que los funcionarios de la ciudad retiren o no completamente el procesamiento de la psilocibina, las nuevas reglas harán poco para cambiar el número de personas en la cárcel por los hongos. Entre 2016 y 2017, solo 11 casos de psilocibina fueron remitidos para su procesamiento en Denver. Solo se persiguieron tres de esos casos, cada uno dirigido a un distribuidor del medicamento, en lugar de a un usuario.

Los resultados de las elecciones en Denver se confirman el 16 de mayo, momento en el cual darán a conocer más información sobre cómo planean interpretar la ley. Mientras tanto, los promotores de la campaña por el sí a los hongos, continuarán trabajando para desarrollar el apoyo para la psilocibina y para difundir la información sobre los posibles usos médicos de la droga.